LAGO DE LOS ESPEJOS ( MONASTERIO DE PIEDRA, NUÉVALOS, ZARAGOZA)

EL REFLEJO

 

Os habéis parado a pensar en cómo la Naturaleza es tan caprichosa, esté donde esté ya sea montaña o incluso un bonito rincón de cualquier ciudad, sola o con algún monumento cerca y si añadimos un rio imponente, y si  la luz hace que se refleje en el agua y quede preciosa la imagen ya sea plasmada en alguna foto como en nuestra propia retina. Puedo pensar por ejemplo el Pilar de Zaragoza tantas veces fotografiado y sobre todo,  reflejos majestuosos en las aguas del Ebro, ya que circula paralelo a él, siempre juntos. Son instantáneas que nunca dejas de observar y cada vez que lo haces te gusta más, ya que impresiona. Ya sea con luz del sol, o con niebla o nieve. Nunca te cansas de verlos, siempre hay un matiz diferente que puedas apreciar.

Podemos imaginar ciudades que tienen en lo alto algún Castillo o Alcázar como por ejemplo el de Toledo o incluso Segovia, todo ese conjunto hacen que sobresalgan sobre el resto de los monumentos importantes de la misma, esa majestuosidad que se puede contemplar hace que te sientas algo pequeño junto a ellos; y sobre todo, pensando en los siglos que se construyeron y siguen conservándose en pie. Eso hace que nos sintamos orgullosos de nuestro país, tan variado y tan visitado.

También si queremos poder relajarnos la imaginación nos puede llevar a un lugar con algún lago o pantano grande con aguas azules y tranquilas y si por ejemplo está rodeado de algún monumento de retiro….me viene a la memoria el Monasterio de Leyre junto al pantano de Yesa, sólo el contemplarlo ya te da aire de respiro y relajación, y más si el día es soleado aún impresiona más, al poder visitar también el Monasterio y si ha sido visita guiada mucho más gustará seguro. Otro ejemplo de Naturaleza y retiro espiritual es el Monasterio de Piedra, las numerosas cascadas que proporciona junto con el río Piedra, hace de un lugar muy visitado en cualquier época del año; el recorrido del Parque natural es precioso y vale la pena conocer, y poder contemplar esa unión de naturaleza con el agua….seguro que no os dejará indiferentes, sino todo lo contrario; hay en el mismo un rincón perfecto de reflejo….el lago de los espejos….

 

LOS AMORES VIVIDOS...

 

El corazón de las personas es muy complicado y sobre todo cuando está relacionado con los sentimientos hacía otras personas que apreciamos, muchas veces después de una relación que ha sido especial por ambas partes, pero que por circunstancias de la vida no ha llegado a buen puerto por numerosas complicaciones, se piensa que es mejor dejarlo, y a veces se da la ocasión que entre ellos puede continuar la relación de amistad igual que antes….o seguro que a partir de esa ruptura será más complicado aceptar que algo ha cambiado y por mucho que se intente ya no es igual que antes.

Sin embargo, a veces el encuentro entre ambos es un poco más  frío y es una  situación tensa por mucho que se pueda disimular….duele ya que ambos tenían mucho aprecio….pero la reacción de las personas es diferente en cada caso…..y más si se pensaba que la otra persona era alguien muy especial y antes era mejor dejarlo que hacerse más daño mutuamente. Pero se dará el caso, que en momentos nostálgicos que todos tenemos,  la imaginación nos haga recordar lo vivido con ella o él…..los encuentros fortuitos o sorpresivos, las miradas, o caricias, las conversaciones al principio un poco más triviales y luego poco a poco a darse cuenta que se estaba a gusto podía ser un poco más confidenciales.

Estoy segura que aunque duela el paso fue lo más acertado….los sentimientos quedan ahí dentro del corazón de ambos, ya que para ambos esa persona seguro que será siempre muy especial y eso el tiempo no podrá olvidarlo jamás, ya que si ocurre el caso contrario no era tan profundo como querían demostrar cuando estaban juntos.

MAR EMBRAVECIDO EN EL NORTE DE ESPAÑA

EL MAR EMBRAVECIDO

 

Siempre le gustaba los lugares de playa que le rodeaban un mar a veces en calma y otras algo más revuelto o embravecido; pasaba unos días de descanso y decidió ir a ese lugar que siempre que había visitado le encantaba; un pequeño pueblo costero del norte con numerosas calas y peñascos y poca zona de larga playa dónde veraneantes y lugareños se bañaban o paseaban. Era invierno pero no le importaba, era lo que le interesaba en aquel momento,  poder cambiar de aires de la ciudad y perderse en recorrer tranquilamente ese lugar que siempre le apasionaba, por su tranquilidad y además el poder comprobar el trabajo de aquellos hombres que dedicaban a la pesca, duro pero que lo llevaban en la sangre, ese amor por el mar….a veces amigo pero otras enemigo, ya que de la noche a la mañana lo que parecía un mar en calma surgía de pronto el viento huracanado provocando unas enormes olas, e incluso llegando a los peñascos que rodeaban esa costa tan marcada, hacía que no se pudiera acercarse a la orilla por lo peligroso que se ponía.

Sin embargo, iba bien abrigada….y era una delicia poder ver ese cielo antes azul y brillante, como de repente se llenaba de nubes negras levantando ese viento fuerte moviendo el agua del mar en un principio tranquilo y relajante en otro totalmente diferente, más enérgico y peligroso, a veces esa fuerza hacía que las olas más elevadas llegaran a los peñascos y parte de esa agua casi le llegaba a ella, salada pero que aunque fría le gustaba esa sensación. Al ver que el tiempo había cambiado los pocos visitantes o lugareños que estaban paseando y contemplando ese mar se fueron recogiendo de esa zona próxima al mar y así poder contemplarlo desde un lugar más resguardado, incluso tomando algo en algún bar cercano y estar cerca de las ventanas para poder ser un espectador de primera mano de esa situación de ese mar tan agitado.

Podía escuchar que no era el único que resguardado observaba lo mismo, e incluso comentaban que hacía mucho tiempo que no veían un mar tan movido y revuelto; temían que pudiera durar varios días esa situación, ya que eso suponía pérdidas considerables a aquellos trabajadores que se dedicaban a la pesca tanto de bajura como de altura; aunque siempre ocurría que otro tipo de faena tenían que hacer cuando no iban mar adentro a buscar ese pescado que luego venderían en el pueblo o alrededores o algunos mercados. Casi ver el mar así hacía que un poco de malestar y temor se contagiaba a las personas que lo contemplaban así.

PLAZA DE ESPAÑA DE CALATAYUD ( ZARAGOZA)

ESOS MOMENTOS DE RECUERDOS....

 

Es una  suerte poder regresar a una ciudad, Calatayud, que ha formado parte de tu vida, en mi caso en la infancia y parte de la juventud, ya que viví con mi familia unos años. Un día de agosto con mucho calor tenía por delante unas horas para poder recorrerla con tranquilidad aquellos lugares, calles que habían significado algo para mí. Venía de pasar unos días de relax en un balneario cercano, y decidí retrasar el billete de vuelta a casa por poder pasear por sus calles y recordar los momentos especiales que pasé allí hace tiempo, que sin embargo, los tienes en el corazón.

Después de dejar la maleta y bolsa a buen recaudo, tenía varias horas por delante antes de comer con mi amiga, decidí ir primero a echar una vista a la Plaza del Justicia, allí donde el Paseo de Las Cortes…..era mi lugar de juegos y diversiones con mis amigos y vecinos; tuve la suerte de vivir allí...., continúe mi recorrido por parte del Paseo para hacer algún recado pendiente como otra visita de amigos; hecho todo aquello decidí continuar por la calle de la Rúa, una larga calle comercial y céntrica pero que por desgracia hay muchas tiendas cerradas y otras nuevas, la recorrí entera hasta llegar a la Iglesia de San Andrés. Allí pude contemplar en el Atrio de la misma la estatua de Alfonso I el Batallador, rey que conquistó Calatayud a los moros hace muchos siglos, pero que gracias a la iniciativa de buena gente interesada en no perder las tradiciones, se representa para el mes de junio, por San Juan, son conocidas como las Alfonsadas, con mucha participación de lugareños y visitantes que hace que esta bonita ciudad vuelva al medievo.

Dí la vuelta la calle de la Rúa a la derecha y seguí por otra calle para llegar a un lugar especial para comer y cenar, e incluso alojarse, la Posada del Arco de San Miguel, un lugar con encanto que os recomiendo, seguro que os gustará. Entré a tomar un café y hacer un alto en el camino, más bien en el paseo, y pude charlar con mi amigo Paco y recordar esos tiempos de nuestra infancia, después del café seguí mi recorrido por las calles y llegué a la Iglesia del Sepulcro, como vi que estaba abierta entré a rezar un momento, luego salí y continué el recorrido por las calles que daba a la Plaza de España, pasé por el Colegio de las Trancas, el Mesón de las Dolores, hasta el Ayuntamiento viejo y esa pintoresca plaza de casas antiguas y el Mercado antiguo que se hallaba situado en el centro de la misma, ahora es peatonal.

Seguí por la famosa Bodeguilla, allí se podía contemplar que los comercios de antes no había permanecido con el tiempo….que pena que era una ciudad muy comercial, pude comprobar que había muchas banderas ya que anunciaban que en la semana siguiente empezaban las fiestas de San Roque. Continué hacía la calle que cruzaba la Rúa y llegaba a la Iglesia de San Juan del Real, mi parroquia cuando estaba allí….también estaba abierta así que entré, y pude recordar las veces que allí estuve en otros años….Vuelta a la calle y volvía por las mismas calles para continuar por  la Plaza de Costa dónde está actualmente el Ayuntamiento, también volvía a recordar cuando pasaba por allí haciendo recados o lo que fuera; llegué a otra calle con la Plaza de San Francisco, algo cambiada a mis tiempos de residir allí….no estaba en el centro la famosa churrería y nuevos edificios y tiendas como una calle más amplia que daba a la famosa callejilla cerca de la calle Doctor Fleming y el Instituto de Sanidad, o como era conocido el Seguro….pero seguí esa calle para llegar al Paseo, el vértice central de la ciudad, lleno de tiendas, bares, pude pasar al otro lado y dar una vuelta a mi antiguo Colegio, el de Santa Ana, para volver por la otra calle al mismo Paseo y acabar en un banco enfrente de mi comienzo del paseo….la Plaza del Justicia, antigua de José Antonio.

Allí más tranquilamente pude recordar por un momento donde viví y quienes eran mis amigos y vecinos, la de juegos que participábamos todos juntos; ahora está más cambiada que en nuestros años, tiene más juegos para los más pequeños, pero creo que todos que hemos vivido y disfrutado de ella nos acordamos de cómo era antes. Hice tiempo para la hora de comer e ir a buscar a mi amiga para poder hablar un rato por el camino antes de comer en el sitio que teníamos reservado y que había tomado antes café; un lugar muy especial ya que se come muy bien, casera y a buen precio, además del ambiente que hay muy agradable; volver a ver a buenos amigos. Después de la comida, tomamos café en otro lugar cerca de casa, y nos fuimos luego a coger la maleta y el bolso y vuelta a la estación para coger el tren y volver a mi lugar de destino. Fue un día especial que pasé allí en Calatayud.

 

ESTACIÓN DE TREN

SU SUEÑO SE CUMPLIÓ....

 

Se había despertado a su hora habitual y una vez que estaba arreglado pensó que iba a ser un día rutinario más, sin embargo, algo le trastocó los planes en ese momento, ya que recibió un mensaje de su mejor amigo diciéndole que tenía que acudir a la Estación de tren por algo de mirar los billetes del próximo viaje para las vacaciones de verano; la verdad qué iba engañado ya que no le apetecía mucho salir de casa; estaba algo triste ya que su pareja estaba trabajando fuera de la ciudad, y se acercaba la fecha de San Valentín y se imaginaba que estarían lejos sin poder celebrarlo juntos.

 Sin embargo, fue a la cita sin pensarlo….llegó bien puntual como siempre y pudo comprobar que su amigo no estaba en  el hall dónde habían quedado. Bueno esperaría un rato….escuchó por megafonía que llegaba el tren procedente de dónde estaba ella, miró por mirar cómo iban bajando los pasajeros al andén, no había mucha gente para ser un día entre semana, pero al fijarse bien se dio cuenta que alguien conocido llegaba con su maleta….era ella. Su corazón empezó a vibrar con fuerza, él no sabía que había sido trasladada a su ciudad y ya no estarían más separados….Su amigo no apareció pero recibió un mensaje diciéndole que le perdonara por la trampa….pero que creía que había valido la pena….por fin ellos estarían juntos siempre.

Al final ella llegó al hall dónde él estaba esperándola con los brazos abiertos y con una gran sonrisa; se dieron un abrazo y un beso largo aunque no estaban solos no les importó a ambos, sus corazones palpitaban al compás y era eso lo que necesitaban. Después él le recogió la maleta y fueron caminando tranquilamente a casa, hacía buena mañana a pesar de estar en invierno, sol y sin aire….además no vivían lejos de allí. Fueron comentando la sorpresa que le había dado y él a pesar de tenerla a su lado no se lo creía…pensaba que era ese sueño tantas veces soñado tanto de día como de   noche….pero pudo comprobar que al final se hizo realidad.

NAVIDAD

TIEMPOS DE NAVIDAD.....

 

En estos días de Navidad y Año Nuevo en que estamos aunque ya terminando, han sido para todos….especiales con esa idea de poder estar reunidos las familias en las cenas de Nochebuena o Navidad,  intentando hacer ese momento de reunión lo más agradable  posible, dejando al margen aquellos malentendidos, o discusiones que pudiera haber, dando las gracias por que se puedan realizar, aunque  a veces da lugar a  la alegría, la esperanza, o la nostalgia por echar de menos a todos aquellos miembros que ya no están físicamente pero si de espíritu con nosotros. Aunque a veces son tiempos de consumo…para esas comidas o cenas o los regalos de Papá Noel o Reyes Magos….esa ilusión sobre todo de los más pequeños de la casa para saber si se han portado bien durante el año para que puedan recibir esos regalos pedidos.

Si ya eres mayor a veces recuerdas cuándo eras pequeño y tenías esa esperanza y nervios en la noche de Reyes, y luego al comprobar que si tienes lo que habías pedido lo agradeces……Sin embargo hay mucha gente que estos días tan especiales están solos, y seguro que para ellos serán muy duros e incluso con ganas de que pasen rápido…..estoy segura si hay gente que se preocupan por ellos, con una sonrisa,  o palabras amables aunque parece que es poco seguro que para ellos será mucho……esa soledad se hace más llevadera.

Son momentos de encuentros con amigos que hace tiempo que no ves…..buscamos ese rato para poder estar con ellos, desearles los buenos deseos para estos días y siempre, porque forman parte de tu vida, ponerse al día con lo que nos ha ido pasando en el año que terminó e incluso aquellos deseos de poder hacer la vida un poco más agradable a todos los que nos rodean, o incluso otros cómo tan socorridos que son hacer dieta, o hacer deporte, o dejar de fumar…..cada uno sabe aquello que quiere llevar a cabo en este año recién estrenado……siempre con buenos deseos y fuerza de voluntad podemos hacer que con cualquier cosa por sencilla que pueda ser hacer la vida más feliz a los demás y de paso a nosotros mismos……seguro que con esa sonrisa la vida será más llevadera aunque los problemas sigan ahí…..pero incluso así puede que se resuelvan mejor o no amargarnos tanto con la situación que nos pueda pasar en un momento dado……con ayuda y ganas de superar todo aquel revés que nos pueda suceder….la vida es así….no es un camino de rosas…..si no todo lo contrario, hay espinas y piedras en nuestro camino que hay que sortear y luchar para seguir adelante.

EL BANCO.....

ESE BANCO....

 

 

 

Parece que es un simple lugar para poder sentarse, ya sea en una plaza o paseo pero seguro que es mucho más, ya que forma parte de la vida de todos aquellos que nos hemos sentado en ellos alguna vez; si por ejemplo hablamos de uno que esté situado en una plaza….dónde había columpios, fuentes, etc….cerramos los ojos un momento y nos ponemos a recordar los juegos que hemos compartido con amigos y vecinos, o aquellas madres que van con sus pequeños a que ellos tomen el sol y se diviertan con otros niños de su edad, mientras ellas vigilándolos hablan de sus cosas, viendo crecer a los suyos cada día….y pensar que pronto ya no hará falta que vayan ellas….ya que podrán jugar solos con esos amigos que han ido creciendo a la vez que ellos.

A veces los amigos sentados  allí pensando en que  poder jugar, o simplemente hablando de sus aficiones, estudios, o cualquier otra cosa que se le pueda ocurrir; incluso si juegan a menudo entre ellos, ese roce diario y cotidiano a veces puede llegar a esos primeros ligues, que vas notando entre ellos; esa cercanía que hay entre ambos  puede surgir algo más que una bonita amistad; ya que a veces les apetece ponerse en otro banco algo más alejado de los amigos y poder hablar de aquello que ha surgido entre ambos…..esos planes de poder realizar juntos algo que le pueda interesar…..ese lugar para ellos es especial, ya que puede guardar aquellos secretos que puedan tener.

La primera cita de ellos solos para poder ir a pasear, o tomar algo, o incluso ir a ver esa película que a ambos les gustaría ver juntos……o quizás más tarde si esa relación prospera poder ser el lugar dónde se pida matrimonio. En fin, un lugar de encuentro, entre personas de diferentes edades  que en un momento dado se sientan para poder descansar del ajetreo del día, o contarse cualquier cosa que puedan pensar. Leer, o esperar aquel amigo que va a llegar al encuentro. Muchas veces se halla situado en un paseo, pero con vistas a esa plaza que ha formado parte de tu vida en la infancia y juventud; y sin saber por qué en lugar de ponerte mirando al paseo para poder contemplar la gente que pasa por allí en ese momento, decides ponerte hacía esa plaza….ese pensamiento de poder volver a ese lugar después de tantos años sin hacerlo, te hace recordar  los momentos que pasaste allí con esos amigos no se olvidan: es una manera de pensar que la vida pasa muy  rápido y aquellos buenos recuerdos que tienes permanecen en el corazón.

Ya sea cualquier estación del año ese banco permanece allí notando como caen las hojas de los árboles, e incluso notando esa soledad del bullicio de los niños jugando, es verdad que hace mal tiempo y ellos seguro que estarán en otro lugar en ese momento, pero a veces su lugar lo ocupan los abuelos….ellos bien abrigados salen a tomar el sol y entre ellos charlan de sus vidas, o de cualquier otro tema que pueda surgir; pero a veces el hecho de poder hablar con otros como ellos aunque sea un rato es un momento especial, ya que dejan por un lado esa soledad que puedan sentir. La nieve que pueda caer sobre ellos y taparlos, pero notas que no estás solo ya que hay jóvenes y niños que a pesar del tiempo adverso disfrutan jugando con ella,  haciendo muñecos de nieve, o  tirándose entre ellos. Más tarde cuando llega la primavera con sus flores naciendo o los pajarillos cantando se va notando que vuelve la gente a sentarse en ellos…..apetece pasar el rato allí; y en el verano cuando el sol calienta mucho se intenta buscar un banco que tenga sombra…..para poder estar más a gusto.

VIVIR EN UN PUEBLO

EMPEZAR UNA NUEVA VIDA

 

 

Formaban parte de esa sociedad de los años 60 que vivían en el mundo rural, en un pueblo industrial, tranquilo pero que al tener familia pensaron que les debía dar un futuro mejor alejado de ese tipo de trabajo duro pero con poca salida de cada al desarrollo económico del lugar; por eso debido a ese pensamiento decidieron dar estudios a su hija. Ella se fue a la ciudad a estudiar la carrera elegida, y con sacrificio por parte de la familia y de ella misma la sacó sin problemas y pudo colocarse bien. Tenía un pequeño apartamento en una buena zona de la ciudad, se había adaptado  a vivir allí, aunque para vacaciones y fines de semana volvía a su pueblo natal….allí junto a los amigos de toda la vida, “ su pandilla” recordaban como eran los momentos de  la infancia y juventud, sin apenas problemas.

Ella pensaba que con ese puesto de trabajo lo tenía seguro hasta su jubilación, pero las cosas empezaron a fallar en la empresa, ya no había otra solución que cerrar, y despedir a todos los empleados. Un momento duro que por desgracia tocaba vivir a mucha gente. Ella llevaba toda una vida y con la edad que  tenía era difícil poder encontrar otro puesto de trabajo. Así que en parte su vida se derrumbó, no sabía qué hacer y pensando su futuro decidió que era hora de volver a su pueblo natal. Y con lo que tenía ahorrado podría vivir más tranquila. También tenía miedo a que no pudiera adaptarse a la vida del pueblo, después de estar toda una vida viviendo en la ciudad; pero cómo tenía buenas amistades podía ir a visitarles siempre que quisiera, ya que ahora los horarios de trabajo ya no le impedía hacer aquellas actividades que le gustaba: viajar, exposiciones en fin que ahora tenía todo el tiempo para  poder disfrutar de esos momentos especiales con todos aquellos que formaban parte de su vida.

 

CALLE DE PUEBLO DE MONTAÑA

LA CALLE

 

Hay una gran variedad de ellas dentro de un pueblo o ciudad, algunas son largas y amplias, otras sin embargo, estrechas y cortas, pero estoy segura que habrá muchas de ellas que han formado parte de nuestras vidas; la mayoría de nosotros hemos vivido en nuestra infancia o juventud en un pueblo o pequeña ciudad, entonces seguro que me entienden con lo que quiero decir: por ejemplo esa calle o plaza dónde hemos jugado con amigos y vecinos a innumerables juegos y dónde esos momentos han sido especiales para todos. Las horas allí pasadas formarán parte de nuestra vida; seguro que cuándo por casualidad se vuelve a allí cerramos los ojos y con la imaginación pensamos en esa época vivida; alguna sonrisa o lágrima por lo que disfrutamos allí se dará. Porque por desgracia los niños de hoy no pueden disfrutar de esos momentos cómo lo hicimos nosotros, es verdad que eran otros tiempos, pero seguro que nadie que los ha vivido los cambiaría por los actuales de la infancia de ahora.

Al igual que la calle dónde vivimos y recorremos cada día al salir de casa, nos damos cuenta de la gente que pasa, vecinos o conocidos que saludamos con un hola o con algo más según la confianza que se tenga y el tiempo para hablar; vas comprobando que a lo largo del tiempo aquellas tiendas que había algunas continúan en su mismo lugar, aunque algunas modificadas pero con la misma actividad, otras han sido traspasadas o cerradas del negocio que había en otro tiempo. Ya sea el motivo que sea han ido formando parte de nuestra vida.

En muchas de ellas hay viviendas con todo tipo de edificios que encierran un mundo particular con todos los vecinos que en ellos viven; a veces a las horas que salgas a la calle te encuentras con vecinos o conocidos o incluso estás mucho tiempo que no coincides con nadie;  por ejemplo  cuándo se va al trabajo, puedes comprobar que hay personas que sacan a sus mascotas a pasear a unas horas muy tempranas, otras van al colegio o universidad, las mochilas con los libros y cuadernos cargados de ilusión, o nervios, pero al fin y acabo con las esperanzas puestas para poder ser algo en la vida futura.

Algunas de ellas son muy concurridas tanto de personas como de vehículos y otras sin embargo, más tranquilas, son peatonales y comerciales, situadas en lugares privilegiados de la ciudad, que con el paso del tiempo han tenido que evolucionar a la situación de crisis que tenemos; el famoso dicho de “renovarse o morir”, que en momentos concretos del año puedan ser usadas para Procesiones u Ofrendas o cualquier otra actividad social o cultural que se pueda desarrollar en ese lugar, ciudad o pueblo. También es cierto que en esas ocasiones que vas paseando por ellas ya sea con prisas o más tranquilamente te puedes encontrar con gente que conoces pero que hacía tiempo que no veías; ese momento de poder charlar con ellos y contarse un poco la vida de cada uno….o buscar un sitio para poder estar más tiempo en algún café; son momentos que no debemos dejar de lado, las relaciones sociales hay que frecuentarlas ya que nos hace ser personas más relacionadas con los demás.

En otros lugares como por ejemplo en pueblos pequeños de montaña, las calles suelen estar concurridas en determinados momentos; trabajos, clases, pero si pensamos en una época de invierno el frío y la noche hace que te resguardes en las casas; si vas paseando por esas calles desiertas y silenciosas…..vas deprisa porque puedes pensar que alguien va detrás, piensas en las gentes que allí viven resguardadas……sólo escuchas las pisadas tuyas…..siempre tenemos que cuidar esas calles, porque aunque no lo creamos han formado parte de la vida de las personas que pasamos por ellas.

LEYENDA DEL MAÍZ

 

Los charcas y los chayantas eran pueblos valientes y trabajadores, pero se odiaban mutuamente. Un día Huayru, hijo del cacique de los chayanta, salió a cazar y se encontró con una bella muchacha, Maiza Chojclu, hija del cacique de los charcas. Se enamoraron. Maiza huyó de su pueblo y se casó con Huayru. Su padre, al enterarse, declaró la guerra a los chayantas.  Maiza se puso muy triste y rogó a sus dioses que la ayudaran. La lucha comenzó muy pronto. Una flecha de los charcas se clavó en el corazón de Maiza Chojclu.

El padre de la muchacha, al ver lo ocurrido, ordenó detener la guerra, pero nada pudo hacer. La enterraron y Huayru pasó toda la noche llorando su muerte. Cuanto más la recordaba, más lloraba. Al amanecer palpó la tierra donde habían sepultado a su esposa y vio con sorpresa que allí mismo había brotado una plantita. Se dio cuenta de que los dioses le habían enviado un regalo precioso y la cuidó con mucho amor.

La planta creció sana y esbelta como su esposa. Parecía sostenida por la  flecha que le quitó la vida. Cuando dio frutos, Huayru vio que eran tan dulces como su amada y lo llamó maíz y el padre de la chica, choclo.

UNA NUEVA AMISTAD

 

Nuestra vida da muchas vueltas ya que a veces cuándo menos lo esperas aparece cerca de ti personas que han formado parte de ella en tu infancia o juventud, quizás no directamente pero sin con alguien que lo ha sido, el poder tener en común muchas cosas como el haber vivido  quizás unos años en la misma localidad y guardar buenos recuerdos de ese momento hace que gracias a las redes sociales afloren en una ocasión y quieras saber algo de ella, el  poder comunicarte y comprobar que cada vez hay más cosas en común entre ambos, y con una sintonía que hace que por ambas partes se dé el paso de conocerse personalmente.

Se decide el momento de ese encuentro personal, un día y hora que a los dos le va bien, aunque no lo parezca hay nervios porque no se sabe cómo va a resultar ese encuentro, porque aunque parezca que la sintonía entre ellos con lo que van hablando y  aunque se den pistas de cómo se va a ir vestido….o cómo se está personalmente en la actualidad, en fin un sinfín de situaciones a veces graciosas que hace que ese momento se solucione cuando se da el encuentro personal.

Se comprueba que a pesar de la situación…..poco a poco se va relajando, toman algo y así aprovechan para conocerse saber de la vida de ellos todos estos años, trabajos, familia….aficiones pero lo importante es que ellos se encuentran a gusto juntos y hablando de variedad de temas…..además el día acompaña, hace bueno, sol y lo más destacado es que por unas horas dejan el móvil y hablan como antaño…..junto a un café u otro refresco o cualquier otra bebida…….esa excusa para poder comprobar que esa incipiente relación de amistad se va fraguando poco a poco……ya que luego les gusta estar hablando sobre lo que han hecho durante el día…..sus trabajos o familias…….haciendo que ese momento de charla sea especial para los dos.

Van pasando las horas tan deprisa que eso significa que el momento ha sido divertido y ameno, cómo da la circunstancia que viven cerca se van caminado juntos y así es una forma de continuar esa conversación que parece que no quiere acabar……el destino y el tiempo dirá si habrá otros encuentros y esa amistad se podrá profundizar ……..

EL HILO ROJO

 

Mito japonés: las personas predestinadas a conocerse y vivir juntas se encuentran unidas por un hilo rojo atado al meñique.

Hace mucho tiempo, el emperador se enteró que había una poderosa bruja que podía ver el hilo rojo del destino. La llamó y le ordenó que buscará el otro extremo del hilo rojo que llevaba atado a su meñique. La bruja le llevó hasta un mercado, en donde una campesina con una bebé en brazos ofrecía sus productos. “ Aquí está el otro extremo de tu hilo “, le dijo. Pero el emperador, enfurecido, creyendo que era una burla, empujó a la campesina, que aún llevaba a su bebé en brazos, y le hizo caer, haciendo que la bebé se hiciera una gran herida en la frente. Acto seguido, expulsó a la bruja de su imperio.

Muchos años después, llegó el momento en que el emperador debía casarse, y su corte le recomendó que la mejor opción era que desposara a la hija de un general muy poderoso. Aceptó y llego el día de la boda. La novia entró al templo con un hermoso vestido y un velo que le cubría totalmente el rostro.  Al levantar el velo, quedó sorprendido al notar que el hermoso rostro de su prometida tenía una gran cicatriz en la frente

QUERIDA TERESA

 

Llega la etapa final de tu vida laboral y el destino ha decidido que sea aquí junto a tus compañeras de la Residencia de La Magdalena y a todos los residentes y usuarios de Centro de Día que han pasado por ella durante los años que has estado con nosotras, desde el 2007 hasta el 2019, ha habido muchos momentos especiales para todos buenos y duros, sabemos que nuestro trabajo es así, ya que es de cara a los demás, pero estoy segura que siempre serás recordada como una buena trabajadora y compañera.

Tu simpatía y cariño además de tu buen humor hacía que a veces en aquellos momentos duros nos saliera la risa, siempre agradecida para poder afrontar mejor lo que sucedía, sobre todo, en los momentos de celebraciones que hemos realizado en la Residencia: comidas, cenas o aperitivos, era necesario hacer ese alto en el trabajo, y tener un momento para nosotras sin dejar de atender a los que estamos a su cuidado……hay que tener tiempo para todo.

Cuándo sabíamos que llegaba tu jubilación se puso en marcha esta cena sorpresa para ti, pensamos que el momento era el oportuno para demostrarte nuestro  agradecimiento, ya debes saber cómo somos tus compañeras, queríamos que fuera especial para ti y para nosotras igualmente; todo este preparativo intentamos que fuera en secreto, aprovechamos los días que tu no estabas cerca para  evitar que pudieras sospechar algo….aunque imaginábamos que algo podías intuir. Pensamos el día, lugar, hora y todo aquello que conllevaba su preparación.

Espero que en la etapa que  vas a comenzar pronto…..no tendrás que venir a trabajar, pero el día seguro que será ocupado con todo aquello que desees: viajes, lecturas, salidas y todo aquello que se te ocurra, siempre deseando que disfrutes el momento  que vivas, con tu familia, amigos e incluso con nosotras si vienes a vernos, que serás bien recibida. Deseamos  que este momento que hemos preparado para ti  lo lleves en el corazón siempre como a tus compañeras, porque estoy segura que en el nuestro ya estás desde hace tiempo y permanecerás en él. Gracias por ser como eres y no cambies. Un fuerte abrazo y que seas muy feliz siempre.